La estafa de comprar al por mayor en Internet

24 septiembre, 2019
La estafa de comprar al por mayor en Internet

El comercio electrónico permite tanto a particulares como empresas comprar todo tipo de productos más baratos que en las tiendas físicas, y sin comprometernos a tener que esperar semanas a que el producto nos llegue gracias al desarrollo y avance que ha tenido la logística.

Pero comprar en Internet siempre ha generado dudas, y aunque muchas de ellas se han superado siguen habiendo muchas reticencias apoyadas por malas experiencias. Yo mismo recuerdo la inseguridad que me generaba introducir los datos de la tarjeta de crédito en Internet allá por el 2010, y esto ahora se ha superado con alternativas tan potentes como PayPal.

Y a pesar de estos avances siguen habiendo situaciones en las que apostamos a comprar algo que luego nos decepciona enormemente. Esto suele pasar sobretodo con las tiendas chinas, como Ali Exprés o AliBaba, cuyos precios y envíos gratis son en la mayoría de las ocasiones la razón ideal para comprar. En el caso de AliBaba el riesgo a veces puede ser alto, ya que en esta tienda online las compras que se realizan son al por mayor, lo que significa que se paga más dinero por grandes stocks de productos.

Tampoco queremos incitar a pensar al lector que comprar en estas tiendas es algo negativo, pues la realidad es que en la mayoría de ocasiones, comprar en estas tiendas no es algo problemático, sino todo lo contrario, pues el producto llega. Y si no llega, como no hemos gastado mucho dinero, pues no hay mayor problema, ¿pero qué pasa si compras grandes cantidades?

La realidad es que hay muchos proveedores chinos que engañan a los clientes extranjeros cuando importamos los productos de China. Estos estafadores han desarrollado un comportamiento para evitar el castigo y la penalización del portal que les acoge, Alibaba.

Los chinos se saben muchos trucos para engañar al comprador occidental. Imaginemos que hemos hecho el pago al proveedor chino y nos ha llegado un paquete en donde en su interior hay un móvil, roto, o ropa sucia, o el articulo esta defectuoso. Lo comunicamos al proveedor y no nos hace caso. Pensamos que es una estafa, pero ¿por qué el proveedor chino se ha tomado la molestia de mandarnos el paquete?, podía no habernos mandado nada y simplemente haberse quedado con el dinero.

La razón es que cuando nosotros se lo comunicamos a Alibaba, éste se pone en contacto con el proveedor. Si ve que no hay rastro del proveedor, cierra su web, pero si el proveedor le enseña los papeles de la importación, de aduanas, de la empresa de mensajería, etc, Alibaba entiende que el proveedor ha cumplido su parte de contrato.

Después de todo, el “estafador” proveedor chino es cliente de Alibaba y le paga un dinero por ser miembro del Golding Supplier. El vendedor chino es cliente de Alibaba y si queremos que Alibaba haga algo, tendremos que mostrarle algo más para que le cierren su web.

Cómo podemos comprar al por mayor a menor precio

Está claro que no siempre podremos disfrutar de las garantías de la ley Española para los productos chinos, porque su aplicación es realmente complicada. Es por ello que la alternativa que nos queda es mirar hacia el mercado europeo y el mercado interior, porque dentro de nuestras fronteras hay muchas oportunidades de comprar grandes stocks a precios muy competitivos.

Tengamos en cuenta que existen diferentes maneras de hacerse con los stocks que provienen de las subastas judiciales, de empresas que buscan vender lo más rápido posible, o simplemente de empresas especializadas en encontrar, clasificar y revender los mejores stocks a los precios más competitivos.

Muchos lectores han recomendado a la empresa Liquistocks, una empresa especializada en la compra y venta de juzgados mercantiles, liquidaciones concursales, aduanas, subastas, embargos, cierres de empresas, fabricas y almacenes. Esta empresa no hace perder el tiempo a los clientes, ya que todos sus lotes se encuentran listos para la carga inmediata en sus almacenes de Alicante.

Para finalizar, a veces merece la pena apostar un poco de dinero por un producto que no sabes si te va a llegar, y si llega quizá las características no sean las mismas que aparecían en las fotos. Pero si hablamos de altas cantidades de dinero, no te la jueges y aposta por lo seguro.