¡Subscribite a nuestro newsletter!

Consejos para lavar la ropa serigrafiada

El término ‘serigrafía’ proviene del latín ‘seri’ (seda) y del griego ‘grapho’ (escritura). La serigrafía es un arte que se ha ido perfeccionando con la ayuda de la tecnología. Con la serigrafía se puede imprimir cualquier diseño en todo tipo de productos como llaveros, camisetas, pancartas, unidades de memoria USB, cerámica, vidrio, polipropileno, polietileno, papel, metales, madera, gorras…

Con está técnica puedes personalizar diferentes objetos con el logo de tu empresa. Los profesionales de Serigrafía Redin explican que la serigrafía también es idónea para la decoración de interiores, porque se pueden personalizar estores y cortinas enrollables con el diseño que se desee, no solo las clásicas camisetas de las que hoy vamos a hablar.

Para personalizar una camiseta, primero el experto reproduce el diseño, para ello utiliza una plancha que será la que transporta la tinta y se impregnará en la prenda. Cada plancha contendrá un color diferente, por ejemplo, si el diseño cuenta con cinco colores, habrá que utilizar cinco planchas diferentes. Las serigrafías con un solo color son más económicas, porque solamente se utilizará una plancha.

La ropa serigrafiada es toda aquella que cuenta con letras, números, estampados, dibujos, etc. Por ejemplo, las camisetas de deporte que llevan el nombre en la espalda o números, son prendas serigrafiadas. Si tienes este tipo de camisetas y no sabes cómo lavarlas. Te dejamos una serie de consejos que te serán útiles.

Separa las camisetas con serigrafía

Si tienes varias camisetas serigrafiadas lo mejor es separarlas por colores. No puedes lavar prendas oscuras con camisetas blancas, porque las primeras pueden desprender color y manchar la ropa blanca.

Tampoco puedes lavar las camisetas serigrafiadas junto con otros complementos, como zapatos o prendas con hebillas, porque estos accesorios metálicos pueden dañar las camisetas.

Lee la etiqueta de la camiseta

Es aconsejable que en la primera lavada compruebes la etiqueta, porque en ella hay información importante, por ejemplo, si puedes plancharla o meterla en la lavadora.

Lava la camiseta con agua fría

Es aconsejable lavar la camiseta con agua fría, porque el agua muy caliente puede debilitar el adhesivo de la serigrafía y también puede ocasionar que la tinta vaya desapareciendo. También evitarás que las prendas puedan encogerse. Es recomendable lavar la camiseta serigrafiada a mano o con un programa para prendas delicadas.

Usa un jabón neutro

Escoge un jabón neutro, pero nunca utilices lejía porque pueden estropear el diseño.

El diseño hacia adentro

La mejor opción es lavar la ropa del revés, para que el estampado no roce con el tambor de la lavadora. ¡Conseguirás alargar la vida útil de tu ropa!

No frotes directamente el estampado

Evita frotar directamente la zona donde se ubica el serigrafiado. Si lavas tus camisetas en la lavadora, evita usar el centrifugado, pero si lo utilizas opta por una velocidad menor o más suave.

Evita utilizar la secadora

Tampoco estrujes la camiseta a la hora de secarla, la mejor opción es secar la ropa al sol. Porque el calor de la secadora puede alterar el diseño. Te recomendamos que tiendas la ropa del revés.

Cuidado con la plancha

Si decides utilizar la plancha, es aconsejable la ropa del revés, para evitar que la plancha toque el diseño. Controla la temperatura, porque no puede sobrepasar los 110°C. También puedes colocar un trapo para cubrir el estampado.

El programa de la lavadora

Opta por los programas cortos y con agua fría. Porque los programas largos pueden
hacer que el diseño vaya desapareciendo poco a poco.

¿Por qué se utiliza la serigrafía para las campañas de publicidad?

Muchas empresas regalan las camisetas con el logo del negocio a sus clientes y empleados. Estos regalos son económicos y, además, es una inversión que va a darte buenos resultados. Si tienes un bar y quieres atraer a nuevos clientes, puedes regalar camisetas personalizadas con el logo de tu negocio, algún dibujo y un mensaje.

Esta estrategia de marketing te permite conseguir nuevos clientes, pero también te ayudará a que tus clientes sigan siéndolo. Todo el mundo valora los regalos, pueden agradecer ese detalle escribiendo mensajes positivos en las redes sociales del negocio.

Con estas camisetas personalizadas puedes crear una campaña publicitaria de calidad, sencilla y económica. Tus clientes y empleados van hacerte publicidad gratuita, porque pueden salir a la calle o a comprar con la camiseta.

Mostrando la camiseta te pueden conocer más personas, pero es importante un logo diferente y creativo, para que quieran informarse sobre tus productos. La camiseta personalizada es un regalo de ‘merchandising’ perfecto para promocionar tu empresa.

Es importante cuidarla para que no pierda la calidad de impresión. Tú también la puedes utilizar para dar a conocer la marca, por ejemplo, para practicar deporte o para pasear.

Facebook
Pinterest
LinkedIn
Twitter
Email

Tambien te puede gustar

Scroll al inicio

Suscríbase a nuestro Newslette

Suscríbase hoy mismo a nuestro boletín electrónico para recibir información actualizada sobre las últimas noticias y ofertas especiales.